El consumo de alcohol en cantidad es dañina para la salud, se sabe que  hoy en día mata a más de 3 millones de personas al año, esto arrojo las cifras de la OMS. El alcoholismo es una enfermedad muy común que ocurre en nuestra sociedad y muchos nos negamos a admitir que beber mucho es una enfermedad.

En muchas oportunidades la depresión, la tristeza, el coraje y el mal manejo de nuestra emociones nos hace caer en el alcoholismo.  Por eso un estudio que se realizo en la Universidad de California. publicado en el Journal Of Occupational Health Psychology ser infeliz en el trabajo es una razón común que pasamos muchas personas.

Esto pasa cuando dices que te sientes bien pero sabes que todo esta muy pero muy mal y caes en el alcoholismo.

Una característica muy común  es que cuando te sientes muy feliz te dan ganas de beber después de una jornada laboral muy cansada y te sientes deprimido.

Esta conclusión se llego cuando se hizo una encuesta a  300 personas. Y la mayoría con su respuesta dio a entender que cuando no se siente conforme con las actividades que realizan en su trabajo y no están en una zona de confort, tienden a querer beber alcohol .

Se pudo demostrar con las respuesta de la mayoría que cuando toman se sienten mas tranquilos y tienen un momento de felicidad.

“Entre más tienes que controlar tus emociones negativas en el trabajo, menos puedes controlar la necesidad de salir a tomarte unos tragos”, concluyen los investigadores.

La psicóloga Maria Castilla dio a entender  que el dinero reduce los  instintos naturales, y estotrae como consecuencia una infelicidad a las personas.

 

 

Fuente:  https://www.nuevamujer.com

Síganme en mi cuenta de instagram: La Hija de la Chingada